Piel más suave con la Microdermoabrasión PMD

Piel más suave con la Microdermoabrasión PMD

Compacta y llena de color, la PMD gama de Microdermoabrasión Personal es una herramienta muy actual de uso doméstico que te ofrece los mismos resultados y la gran calidad que podrías esperar de un salón de belleza.

Con una serie de sencillos tratamientos semanales, la solución PMD combina su suave succión con su delicada tecnología de exfoliación para revelar un cutis más suave, luminoso y juvenil. Podrás comprobar sus resultados tras tan sólo 8-12 tratamientos que atenuarán a largo plazo los puntos negros, las líneas de expresión, las arrugas, los poros dilatados y las imperfecciones.

Nur es uno de los dispositivos favoritos de nuestras clientas, que están realmente encantadas con él. Este es uno de los comentarios que nos han dejado sobre el dispositivo Personal de Microdermoabrasión PMD Pro.

“Después de mi embarazo a principios de este año mi piel tenía un aspecto apagado y estaba llena de cicatrices. Empecé a darme cuenta que se me empezaban a marcar algunas líneas de expresión alrededor de la boca. La zona de la nariz y de la barbilla se volvieron grasas y mis mejillas, secas e irritadas.Empecé a usar mi dispositivo Personal de Microdermoabrasión al comenzar agosto y noté la diferencia de inmediato. Otras personas también advirtieron los cambios y, como los resultados fueron tan evidentes y rápidos, me preguntaron cuál era el secreto de mi rutina de cuidado de la piel.

La foto de después en la comparación muestra la diferencia tras utilizar el dispositivo durante tan sólo 3 semanas. En ese momento las cicatrices de la piel ya se habían reducido de forma significativa. También aprecié cómo el color de mis labios cambió y cómo las líneas de expresión alrededor de la boca estaban empezando a difuminarse.

Mi última foto se tomó tras usar el dispositivo durante 2 meses. En ese momento, los labios ya habían recuperado su color habitual. La piel tenía un aspecto muy luminoso, terso y limpio y no he vuelto a notar ninguna imperfección. Es la primera vez que me he maquillado desde que empecé el tratamiento. En la foto no he usado corrector ni base – sólo una prebase con un poco de color y una BB cream. Ni siquiera he aplicado contouring o iluminador. Nunca he visto mi maquillaje tan uniforme e impecable. Siento que mi rostro ha recuperado su luminosidad natural.

Cuando empecé a utilizar el PMD era bastante escéptica, pero los resultados han sido increíbles en muy poco tiempo. Sin lugar a dudas se lo recomendaría a todo el mundo.”

Anterior

Salón de Belleza vs Hogar: Endermologie y Wellbox

Siguiente

Nuevos imprescindibles de belleza